6 buenas razones para convertir un curso presencial en un playlist

Los cursos en video son actualmente una de las estrategias más difundidas en la capacitación online. La síntesis y la diversidad de recursos que ofrece el video dan lugar a distintos tipos de producción, desde sencillas entrevistas a expertos hasta producciones especialmente preparadas por organizaciones y universidades.

jazmin7_puntomov

En el desfile de formatos podemos encontrar también a los videos de captura de pantalla (típicos de la enseñanza de software) y a las presentaciones de powerpoint a las que se le suma el audio con la voz del presentador. Dentro de todas las variantes posibles, hay una alternativa que ofrece una muy buena relación costo-beneficio: la grabación en video y edición de un curso presencial. Si se produce con algunos cuidados y posteriormente se edita para que pueda ser vista a través de un menú interactivo o playlist, ofrece algunas ventajas particulares:

  • El capacitador está ahí. Es el mismo contenidista el que nos habla. Es muy útil contar con el experto hablando en forma directa, conocer sus matices, sus gestos, su búsqueda de ideas en vivo.
  • Todo lo grabado puede editarse. En la edición se puede resumir, recortar, alargar, destacar, subtitular, etc. La grabación pasa a ser un texto editable en el que además se puede jugar con otros recursos audiovisuales.
  • Playlist de temas  El curso puede separarse en capítulos o segmentos de unos pocos minutos. Cada segmento puede verse como un título en un menú HTML5 interactivo o en un playlist (una lista de videos estilo Youtube). Una agenda de los temas tratados que puede recorrerse rápidamente.
  • Agregados web. A un curso presencial convertido en curso online se le pueden incorporar todos los otros recursos didácticos del E-Learning: links, documentos complementarios para descargar, navegación condicional, etc.
  • Cuestionarios. A un curso en video también se le pueden agregar cuestionarios o encuestas para motivar a los alumnos y/o comprobar si se informaron sobre algún concepto clave. Las preguntas pueden insertarse después de cada segmento, no necesariamente todas al final.
  • Difusión a mínimo costo. El experto puede hablar en un idioma y ser subtitulado en varios otros. Puede ser grabado en el mejor auditorio de una sede y ser visto en todas las sedes.

Además (aunque esto sea común a todos los formatos de capacitación online) son capacitaciones más cómodas que su versión presencial con horarios. No hay problemas de transporte ni de clima que afecten la asistencia a un curso grabado. Puede accederse desde cualquier lugar con conexión, desde cualquier dispositivo y en cualquier momento del día.

¿Querés leer nuestras recomendaciones para la grabación de cursos presenciales? Te contamos como grabar en video una capacitación presencial y cómo hacerlo con 2 cámaras.

Dejá una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s